Distrofias corneales: que son, causas y tratamientos

Es difícil saber porque son causadas las distrofias corneales, pero si sabemos cómo tratarlas para eliminar sus molestos síntomas y mejorar la visión.

Qué son las distrofias corneales

Las Distrofias Corneales son alteraciones en la estructura anatómica y funcional de la córnea. En su mayoría son de carácter hereditario, generalmente bilaterales que progresan lentamente y producen una disminución de la transparencia de la córnea, comprometiendo así la visión del paciente. La córnea posee varias capas que la conforman en todo su espesor:

  • Epitelio: la capa externa de la córnea que la protege.
  • La membrana de Bowman: segunda capa protectora.
  • Estroma: se trata de la capa más fuerte que hace flexible y transparente la córnea.
  • Membrana de Descemet: una membrana interior protectora, fuerte y delgada.
  • Endotelio: esta es la capa más interna y tiene la labor de sacar el exceso de agua fuera de la córnea.

Las distrofias pueden originarse en cualquiera de ellas, siendo la más frecuente, sobre todo en mujeres, la Distrofía endotelial de Fuchs.

Causas

Las distrofias corneales tienen su origen en alteraciones genéticas, por lo que, en líneas generales, son alteraciones que están presentes desde el nacimiento, aunque no se manifiesten con síntomas que permitan su detección a temprana edad.

La Distrofia de Fuchs tiene su origen en la capa endotelial de la córnea, y su causa es desconocida. El estilo de vida y los factores ambientales y sistémicos no están relacionados con la etiología de estas enfermedades.

Síntomas de las distrofias corneales

Los síntomas con los que se manifiestan las distrofias corneales son variados, y en gran medida depende de la ubicación dentro de las capas de la córnea, si afecta a capas superficiales suelen ser más leves, u ocasionar síntomas como molestias, sequedad ocular o sensación de arenilla en los ojos, si afecta a las capas más profundas es cuando puede comprometer la visión ya que la córnea va perdiendo su transparencia natural. Principalmente el problema de visión se da a partir de los 50 años.

  • Afectación del epitelio y la membrana de Bowman: Por lo general al ser las más superficiales no producen síntomas. En caso de presentar sintomatología, se manifiestan como erosiones de repetición en la córnea (llamadas erosión corneal recidivante).
  • Afectación del estroma y el endotelio: Se produce una disminución de la transparencia de la córnea, lo que reduce la visión, pudiendo llegar a la ceguera.

Diagnóstico

El diagnóstico lo hace un profesional como nuestro oftalmólogo de Barcelona mediante una exploración con lámpara de hendidura. Además, el oftalmólogo realizará el interrogatorio al paciente pertinente sobre antecedentes similares en la familia o problemas de visión. En ocasiones es recomendable realizar un estudio genético.

Tratamiento de las distrofias corneales

El tratamiento de las distrofias corneales depende de la severidad de los síntomas y el tipo de distrofia, de ser asintomática es probable que no requiera de tratamiento alguno, y si los síntomas son leves bastará con un tratamiento tópico con colirios o lentes de contacto blandas para aliviar el dolor.

Si hay compromiso de la visión el tratamiento es quirúrgico reemplazando la capa afectada de la córnea.

Acerca del autor:

EMPIEZA A ESCRIBIR Y PRESIONA ENTER PARA BUSCAR