Astigmatismo: qué es y cómo se corrige

El astigmatismo es una de las patologías más comunes que encontramos en la población. Representa una de las llamadas ametropías, una disfunción del sentido de la vista que puede corregirse con un tratamiento oportuno. Puede estar ligada a otras patologías de la vista como cataratas.

No es en sí una enfermedad ni una afección que represente gravedad en la mayoría de casos, pero es importante determinar si se padece astigmatismo: qué es y cómo se corrige.

Lo cierto es que influye significativamente en el rendimiento visual, por lo que es importante un diagnóstico temprano para proceder a un tratamiento de corrección que mejore la capacidad visual.

¿Qué es el astigmatismo?

            El astigmatismo es una anomalía que consiste en el abombamiento irregular de la córnea, la cual en lugar de tener forma redondeada tiene un meridiano bastante más curvo que el otro. El astigmatismo puede ser provocado por la forma de la lente del ojo (cristalino), en estos casos se le denomina astigmatismo lenticular.

Hay otras enfermedades oculares, que sí pueden ser más graves, y pueden conllevar un aumento significativo en el astigmatismo, como el queratocono, el pterigium, o las úlceras corneales, por ejemplo. En cualquier caso, el astigmatismo provoca como síntoma principal una visión borrosa, tanto de cerca como de lejos.

            A su vez hay otros tipos de astigmatismo. El astigmatismo miópico, donde uno o los dos meridianos enfocan como si fueran miopes; el hipermetrópico, donde uno o los dos meridianos enfocan como si fueran hipermétropes y el astigmatismo mixto, donde un meridiano principal enfoca como si fuera miope, y el otro como si fuera hipermétrope.

Cómo corregir el astigmatismo

            Las formas de corregir el astigmatismo son fundamentalmente tres: lentes de corrección con fórmula, lentes de contacto o cirugía refractiva. Mediante la refracción óptica (graduación) se puede determinar exactamente la fórmula que necesita cada persona para corregir su astigmatismo.

            En la segunda opción, podrían ser lentes de contacto blandas cuya prescripción debe incluir potencia esférica, cilíndrica y eje. También se puede optar por lentes de contacto permeables a los gases (RPG) que son duras y funcionan como una especie de córnea.

            Por último, sobre todo en casos en los que se busque una corrección definitiva, se puede recurrir a la cirugía refractiva. La cirugía para la corrección del astigmatismo puede ser de varios tipos, la más usada y conocida es el láser mediante la técnica de LASIK.

Es importante realizarse un examen previo completo de la vista en el cual el oftalmólogo determinará qué tratamiento es el más indicado según el tipo de astigmatismo.

            El astigmatismo es un problema visual que hay que diagnosticar tempranamente a fin de mejorar el enfoque visual más fácil, en los niños en los cuales el sistema visual se está desarrollando es especialmente crítico su diagnóstico para evitar problemas de ambliopía en el futuro.

Es un problema que afecta a un gran porcentaje de personas de todas las edades y aunque no representa un peligro para la vista, es importante corregirlo a tiempo para asegurar una mejor visión de cerca y de lejos.

Si necesitas ayuda de un profesional, no dudes en visitar este enlace.

Acerca del autor:

EMPIEZA A ESCRIBIR Y PRESIONA ENTER PARA BUSCAR